Masiosare agencia de noticias

Masiosare
El pabellón Sheila and Eric Samson en Cleveland, donde se llevará a cabo el primer debate entre candidatos a la presidencia de los Estados Unidos de América, esta noche (Imagen: AP/Patrick Semansky) - Foto: Agencias

Más allá de la Twitósfera: @Biden vs. @Trump ¿quién gana?

Unas horas antes del primer debate de campaña por la Presidencia de los Estados Unidos de América entre los candidatos más importantes, el republicano y actual mandatario, Donald Trump y el demócrata Joe Biden, el análisis de las redes sociales

POR: Estefanía Capdeville, Visitas: 277

Publicado: 29/09/20 04:41

 

Hoy comenzamos la recta final de la campaña en Estados Unidos con el debate presidencial. Y, si de por sí la campaña de Trump parecía estar en aprietos con el Covid, Black Lives Matter, más los problemas que él mismo se ha provocado, ayer se reveló la bomba que podría acabar definitivamente con Trump presidente: en 2017, año en que ganó las elecciones, solo pagó 750 dólares de impuestos y hubo otros años en los que ni pagó.

Vale la pena recordar que Al Capone, el gangster más famoso de su tiempo y Scarface original, de todos los crímenes que cometió el que lo llevó a la cárcel fue evasión fiscal. El fisco no perdona y Trump lo debe de saber bien.

Después de este golpe, la campaña de Biden reaccionó rápido y bien publicando en sus redes sociales una calculadora para conocer cuántos impuestos más que Trump pagaste en 2017. Incluso te ayuda recordándote que el promedio fue 11,195 dólares, lo que resulta en que el ciudadano estadounidense promedio pagó 10, 415 dólares más que el “billonario” Trump.

Y en este contexto ¿qué podemos esperar del debate de esta noche? pues Trump parece dispuesto a demostrar que Joe Biden utiliza drogas para disimular su demencia, incluso pidió un antidoping… Por otro lado, los temas que seleccionaron para debatir parecen quedar perfectos para el candidato Biden: la nominación de la Suprema Corte, Covid-19, la economía, raza y violencia, y la integridad de la elección. Y aunque ni las circunstancias ni los temas le ayudan, Trump tiene algo a su favor: el moderador. El debate será moderado por Chris Wallance, presentador de Fox News y aunque la televisora se ha alejado de Trump en los últimos meses, jamás se alejaría del partido Republicano, por lo que podemos estar seguros que alguna ayudadita le darán. 

Además, para los que piensan que todo está perdido para Trump les tengo una pésima noticia: desde hace 20 días las encuestas no han variado ni un punto porcentual. Eso quiere decir que Trump no ha avanzado, pero mantiene un sólido 46% frente al 54% de Biden, según las encuestas de The Economist. La carrera se está cerrando y aquí cada detalle cuenta.

Y en cuanto a las campañas, parece ser que el Covid vino a salvar a Biden, pues no es un buen orador, y a perjudicar a Trump, para quien su fuerte era hacer mítines y estar cerca de su base. La pandemia ha obligado a trasladar las campañas a plataformas digitales y, aunque ambos candidatos tienen más de 70 años, se están dando con todo en el mundo digital. 

Trump en 2016 fue el mago de las redes sociales. Casi cae en un impeachment porque los rusos, utilizando los datos proporcionados de manera casi ilegal por Cambridge Analytica, hicieron una compra masiva de anuncios en Facebook para apoyar al candidato Trump. Al parecer, la estrategia estuvo tan bien implementada que logró mover los famosos “estados columpio”, logrando que el candidato que era considerado una mala broma, se convirtiera en el Presidente número 45 de los Estados Unidos.

Llevar la campaña a las redes sociales tampoco fue un problema para Joe Biden pues cuenta con el siempre imitado nunca igualado: Barack Obama, quien es casi el inventor de las grandes campañas de redes sociales (parece que fue ayer, pero fue en 2009) y que continúa siendo una de las cuentas más influyentes. Obama dio el espaldarazo al candidato Biden a través de varios videos en donde muestra las cualidades de Biden como político y como persona, además de abandonar el silencio que muchas veces se le exige a los ex-presidentes, y salir a públicamente declararse en contra de las políticas de Donald Trump.

Así que en cuanto a uso y contenido de redes sociales, ambos candidatos parecen estar empatados. ¿Cómo va a ser el desempate? claro, en el dinero. Y aquí es donde el Presidente Trump llevaba la delantera. Según los datos disponibles, la campaña de Trump habría desplegado más de 170 millones de dólares en publicidad en Facebook y Google. Mientras que la campaña de Biden se habría conformado con solo 90 millones en publicidad digital, pues su campaña se enfocó en publicidad en televisión.

Sin embargo,  en las últimas 2 semanas, la campaña de Biden parece haberse dado cuenta de su error y sacaron la chequera con Google y Facebook gastando 9 millones de dólares a la semana, esto es 3 millones más semanales de lo que ya estaban gastando.

Así que, mientras la campaña se va cerrando, el escenario de batalla no serán ni los mítines ni los debates como en campañas pasadas: será en la publicidad digital. En esta campaña estamos frente a 2 equipos expertos en ganar elecciones en redes sociales, ¿quién puede pagar más? parece ser que frente a estos 2 titanes, la verdadera carrera está en cuánto pueden recaudar de aquí al 3 de noviembre.

Para más ideas inconexas, en @yeyicapdeville